Remo en máquina sentado

Sentados sobre una máquina de remo con el pecho apoyado, mantendremos la espalda recta, mientras llevamos los agarres hacia la parte baja del pecho echando los codos hacia atrás. Volveremos al punto de partida controladamente.

Los codos deben estar perpendiculares al tronco, lo que supone situar el asiento a una altura en que la máquina no obligue a bajar los brazos.

MÚSCULOS IMPLICADOS: Dorsal y redondos mayor y menor, incidencia importante
en deltoide posterior, infraespinoso, romboide y trapecio.

Artículos Relacionados

Artículos Top

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad